jueves, 9 de abril de 2015

Manos Unidas y Cáritas suman fuerzas para erradicar el hambre en el mundo

Responsables de Manos Unidas y Cáritas, con el cartel de las Jornadas
Que la voz de los que sufren se convierta en un rugido capaz de sacudir el mundo. Son las espoleantes palabras del Papa Francisco que han sido el germen de la campaña “Una sola familia, alimentos para todos”. Recogiendo el guante lanzado por el Pontífice, Manos Unidas y Cáritas se han unido para denunciar que, aún hoy, sigue habiendo mucha gente que pasa hambre. Algo inexplicable, por la gran cantidad de alimentos de que disponemos; pero justificable por la injusta distribución de los mismos. Como señaló de nuevo el Papa el pasado mes de diciembre, "no podemos mirar a otra parte, fingiendo que el problema no existe, porque los alimentos que están hoy a nuestra disposición en el mundo bastarían para quitar el hambre a todos los habitantes del planeta".

Ambas instuciones, Manos Unidas y Cáritas, se han propuesto acabar con el hambre en el mundo antes del año 2025. Nos quedan apenas 10 años para ponernos en marcha. Y, lo primero, es concienciarnos del problema. Para ello, la semana que viene se van a desarrollar unas jornadas de sensibilización, que comprenden desde conferencias, una exposición fotográfica en el torreón de los guzmanes, e incluso un concierto teresiano el próximo viernes en San Ignacio. El día central será el jueves 16, en el que de desarrollarán coreografías y espectáculos de magia en el Mercado Grande, para concluir con una Misa en San Pedro, presidida por el Obispo de Ávila.

De forma paralela, han creado el "libro viajero", que lleva visitando los distintos colegios de Ávila desde hace unos meses. En él, niños desde Primaria hasta jóvenes de Bachillerato han plasmado mediante escritos y manualidades lo que a ellos les sugiere la frase que da nombre a la campaña: “Una sola familia, alimentos para todos”

Programa previsto de las Jornadas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta esta noticia. ¡Gracias!