viernes, 15 de abril de 2016

La mitad de los contribuyentes abulenses marcaron la X de la Iglesia en su Declaración de la Renta

Presentación de la campaña de la Renta 2015
con Alejandro Jiménez (administrador diocesano),
Mons. Jesús García Burillo y Auxi Rueda
(Foto: Tribuna de Ávila)
Animando al sostenimiento de la Iglesia, pero también aclarando conceptos. Así se ha planteado la comparecencia de esta mañana en el Obispado de Ávila en torno a la campaña de la Renta de este año. Mons. García Burillo insistía en la necesidad de continuar ayudando a la Iglesia para que pueda seguir llevando a cabo su ingente labor social, pastoral y caritativa. Y esto lo realiza, entre otras fuentes de financiación, con lo recibido de la Declaración de la Renta, que en Ávila marca casi la mitad de los contribuyentes. Concretamente, un 48,99 % de declaraciones fueron a favor de la Iglesia, 14 puntos por encima de la media nacional. En total, nuestra diócesis percibió en el último ejercicio un total de 1,97 millones de euros. Con este dinero se atiende a los fines propios de la Iglesia, marcados en el Código de Derecho Canónico: sustentación del clero, acciones pastorales, actos litúrgicos y caridad.

El administrador diocesano, Alejando Jiménez, aseguraba además, que esta cifra de 1,97 millones de euros tan sólo supone el 18 % de lo que ahorra la iglesia de Ávila, por ejemplo, en el terreno educativo (cifra que llega a los 11,10 millones de euros). Datos que salen de la siguiente operación:
  • Número de alumnos de colegios diocesanos (concertados): 2.715
  • Número de alumnos de colegios religiosos (concertados): 4.016
  • Coste para el Estado de una plaza pública de enseñanza: 3.500 euros (según fuentes de la Conferencia Episcopal)
  • Coste para el Estado de una plaza concertada de enseñanza: 1.850 euros
  • Diferencia entre el coste de una plaza pública y una concertada: 1650 euros
  • Multiplicando los alumnos de los colegios diocesanos y religiosos por esta diferencia entre las plazas públicas y privadas, nos da la cifra de 11,10 millones de euros.


De nuevo, el administrador diocesano ha querido desmitificar esa frase tan manida de “vivir como un cura”, recordando que los sacerdotes de Ávila, a pesar de ser personas altamente cualificadas “y con una media de experiencia de 25 años”, perciben un salario de 750 euros en 14 pagas, y el esfuerzo que realizan es bastante significativo, teniendo en cuenta que tan sólo medio centenar de ellos tienen menos de 65 años, y deben atender una media de 7 parroquias por párroco. Su día a día se reparte entre la administración de sus parroquias y la formación permanente (los lunes), visita a enfermos, estar pendiente de los necesitados y revisar las obras de sus parroquias y ermitas (de martes a viernes), y a presidir distintas misas en diferentes parroquias (los fines de semana). “No están ociosos precisamente”, decía el administrador.

Sobre el patrimonio de la Iglesia de Ávila, Alejando Jiménez afirmaba que esta diócesis “es una entidad sin ánimo de lucro, pero también sin ánimo de ruina”. Que su patrimonio procede (en su mayoría) de legados, herencias y donaciones, y una gran parte de él tiene siglos de antigüedad. Y que todo este patrimonio “es austero y se administra con austeridad”. Sobre el régimen fiscal de la Iglesia, el administrador volvía a recordar que se enmarca en la Ley de Mecenazgo, que también ampara a fundaciones, sindicatos y ONG, “ni más, ni menos; ni menos, ni más”. Y ha recordado la importancia de la “contribución de la Diócesis a la economía de esta provincia” gracias a los miles de visitantes de Las Edades del Hombre, a la “incuestionable repercusión económica” del V Centenario, y a lo que generan tanto la Semana Santa como las fiestas y romerías, comuniones, bodas, bautizos y demás.

Alejandro Jiménez ha animado a los fieles a contribuir al sostenimiento de la Iglesia marcando la X en la Declaración de la Renta “para que se puedan cumplir los fines propios”. Y a los no fieles les invita a reflexionar sobre toda esta información “para que puedan valorar adecuadamente el balance económico resultante entre lo que aporta y recibe esta Diócesis del Estado a través de distintas fuentes y modalidades”. 

¿Quieres más información sobre la financiación de la diócesis de Ávila? Consulta este DOSSIER INFORMATIVO

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta esta noticia. ¡Gracias!